Madre de joven leonés denuncia que su hijo se encuentra grave tras agresiones policíacas

Alicia Arias

León Guanajuato. La Dirección de Asuntos Internos de la Presidencia Municipal ya investiga las presuntas agresiones de policías municipales en contra de un joven que se encuentra hospitalizado y su estado de salud es grave.

Esta mañana, la madre del joven Marco Antonio Reyes Ornelas, de 23 años de edad, acudió a poner una queja en la Dirección de Asuntos Internos para que se investiguen los hechos en los que su hijo fue agredido la madrugada del nueve de agosto pasado.

Entrevistada por los medios de comunicación, Leticia Ornelas Buso, contó que su hijo iba caminando por la calle, en la colonia Las Margaritas, y al ver a los policías intentó correr porque había estado bebiendo.

Era la 01:37 cuando policías federales, que viajaban en la patrulla número 16963, lo persiguieron, lo tiraron al suelo y lo esposaron.

Cuando los vecinos vieron la acción, avisaron a su otro hijo y su nuera, con quienes había estado conviviendo Marco Antonio.

Al llegar a donde se encontraban los federales, éstos les pidieron dos mil pesos para soltar a Marco Antonio, pero como al responder que no tenían dinero les pidieron “aunque sea mil”, pero tampoco se los dieron.

Entonces, los policías federales entregaron a Marco Antonio a dos policías municipales, un hombre y una mujer, quienes se lo llevaron en la patrulla número 156.

En el oficio número 960/2019, elaborado el mismo día de la detención por el Juzgado Cívico Delegación Sur, el juez de turno, Víctor Quiroga Mares, solicita al director del Hospital General de León (HGL) que reciba a Marco Alexis Muñoz Reyes (no es el nombre correcto del joven) para su atención médica.

El juez dice que Marco Antonio manifestó no contar con dinero “por lo que solicito se le exente del pago del servicio médico recibido”.

En el oficio se señala que el joven fue detenido por una falta administrativa, pero no establece  cuál.

Ingresó golpeado a los separos de la policía municipal

En tanto, el examen médico elaborado por la Secretaría de Seguridad Pública se León (SSP), con número 1239026, fue elaborado a las 07:28 de la mañana del mismo nueve de agosto, es decir, cinco horas y media después de que quedo en manos de los policías municipales.

El dictamen médico, que también registra otro nombre y no el verdadero, establece que ingresó cerca de las 03:00 de la mañana, que iba en estado completo de ebriedad. Que “llegó agresivo y se mantuvo esposado por unas horas” y que, en ese momento, se encontraba diaforético, es decir, con una sudoración excesiva,  y con una frecuencia cardíaca de 140 latidos por minuto T.A. 11D/70 F.R. 2 X minuto.

En cuanto a las lesiones, el documento consigna que “presenta lesiones en región frontal, hemicara derecha, hombro derecho, eritema en tórax horizontal, escoriaciones en ambas muñecas. Lesiones de reciente evolución”, es decir, lesiones recientes.

Por lo anterior, el médico Willebaldo Rodríguez ordena que sea trasladado para su atención médica porque “necesita observación”.

El hecho fue denunciado en Facebbok  por una prima del joven la tarde de ayer, mostrando una fotografía que le fue tomada el domingo, cuatro días después de haber sido agredido. https://www.facebook.com/769699482/posts/10157509603779483?s=100017564561747&sfns=mo

Marco Antonio está grave

Los médicos han informado a la mamá de Marco Antonio que su hijo está grave, que no le funcionan los riñones, pero él nunca se quejaba de los riñones.

“Ellos traen armas, y si ya los traen esposados ya con eso ya pueden llevárselo, y si a veces ellos se portan ofensivos o algo, para eso estudian ellos. Les dan capacitación y psicología a los policías”, comentó Leticia al lamentar la situación en la que se encuentra su hijo.

Los médicos no saben cuándo podrían darlo de alta porque “me dicen que está grave”, dijo al explicar que aún tiene una sonda con la que le dan de comer y “me preocupan los riñones porque cada tercer día me piden una hemodiálisis y son mil 450 pesos de cada una”. Hasta esta mañana ya llevaba cuatro.

Leticia ya interpuso una demanda en el Ministerio Público, y acudió a la Dirección de Asuntos Internos de la Presidencia Municipal de León, donde se abrió el expediente número 325. También acudió a la Procuraduría de los Derechos Humanos del Estado de Guanajuato (PDHEG).

Que se haga justicia

“Que se haga justicia. No es posible que ahorita es mi hijo y al rato otro, y otro, y otro. Digo yo: se muere mi hijo, ni con todo el dinero del mundo ni con nada me recuperan a mi hijo. No es justo que ellos, siendo muchos, con armas, y agarren a uno”.

“Que se haga justicia. No es posible que ellos anden, según, cuidando a la gente, y que por no dar el dieron que pedían me lo golpearon. De esa golpiza ¿si mi hijo ya no se levanta?

Mi hijo estaba sano y con muchas ganas de vivir”, dijo la madre del joven que hoy lucha por su vida.

Te podría interesar

Propone Samantha Smith un ambicioso programa de obra pública de 16 vialidades

Le vamos a apostar a que las mujeres sean el motor del desarrollo de Guanajuato: Libia

Aseguran más de 100 mil dosis de diversas drogas

Celebrarán Fridas su primer Reto Ciclista en Guanajuato Capital con más de 555 participantes