Las artes circenses y la música se unen la obra Sarabande que llega a León este martes como parte del Cervantino

 Por: la redacción

Fotografía: Cortesía Forum Cultural Guanajuato

 

León, Gto. Continuando con las actividades del Festival Internacional Cervantino (FIC) en León, este martes se presenta en el Teatro del Bicentenario Roberto Plasencia Saldaña el espectáculo Sarabande, un concierto aéreo en tres partes  en el que la música de Bach convive con malabares.

Habra una única función mañana 15 de octubre a las 20:00 horas.

Con Noémi Boutin y Jörg Müller, Sarabande es una sugestiva creación artística inspirada por las suites para violonchelo de Bach, que combina la música con las artes circenses.

Dividido en tres partes correspondientes a las prestigiadas Suites no. 1, 3 y 5, de Johann Sebastian Bach, la violonchelista Noémi Boutin las interpreta musicalmente mientras Jörg Müller artista circense, equilibrista y danzante, da vida a estos tres cuadros.

En el primer cuadro, el artista desafía al equilibrio manipulando una vela encendida que reposa en el extremo de una pértiga. Su llama frágil y vacilante afirma su dulce vitalidad a pesar de su fragilidad. Enseguida, hace volar un carrusel de tubos suspendidos. Los contemplamos girar en remolino, rozarse, vivir juntos sin perturbar jamás esa alegre danza.

Finalmente, es en la Suite no. 5, con armonías tan intensas y profundas, que el encuentro llega a su apogeo. Sin embargo, es la violonchelista quien se encuentra suspendida; su fragilidad de intérprete es exacerbada por las acrobacias aéreas que el malabarista infunde. Y, a cada vez, ilustra inquietante las zarabandas de Bach.

Noémi Boutin es una artista completa y singular que desarrolla, con su violonchelo, un lenguaje virtuoso y sensible. Los caminos que sigue a través de su curiosidad y encuentros han dado forma a un viaje multifacético donde la autenticidad y la intransigencia son la base de su éxito.

Egresada del Conservatorio Nacional Superior de Música de París, es una artista singular y precisa con su tiempo, llevando al frente una carrera de solista, alternando con aventuras artísticas inéditas y eclécticas, notablemente con Fantazio, Benjamin Colin, Pierre Meunier y Mathurin Bolze, entre otros.

Su dedicación a la música contemporánea la condujo a trabajar con compositores provenientes de diversos horizontes musicales como François Sarhan, Marc Ducret, Ève Risser, Joëlle Léandre, Frédéric Pattar, Frédéric Aurier, Jean-François Vrod, Sylvain Lemêtre y Albert Marcœur. Con la flautista Sylvaine Hélari creó, en 2013, el dúo Myssil y, en 2014, el espectáculo para oídos jóvenes Entre chien et loup, calurosamente recibida por la prensa y el público. Ese mismo año, presentó Sarabande, concierto aéreo en el que las Suites, de Bach, se encuentran con los malabares del circense Jörg Müller.

Jörg Müller diplomado en Artes Circenses, en el CNAC, en 1994, con la felicitación y reconocimiento del jurado, presentado su obra denominada “mobile”, ha creado obras como “c / o”; “noustube” (trabajando en un vaso de agua que tiene 3 metros de altura); “PRE # 1” y “PRE # 2.2” con Jess Curtis (actuación entre circo, danza y ciencia), así como “Sarabande,” con Noémi Boutin (suites de Bach y malabares).

A partir de 2005 trabaja sobre el tema del equilibrio que traduce en diferentes espectáculos y dibujos; además de ejecutar figuras de malabares que parecerían habituales para la mayoría, pero su movimiento horizontal de objetos alcanza una gran amplitud y provoca una relación inédita entre el malabarista y los objetos.

Te podría interesar

Abre sus puertas el Museo de la Universidad de Guanajuato

Fin de semana de Barrio Cultural en la calle Positos en Guanajuato capital

EL ARTE ES UN VEHÍCULO PARA TRANSITAR A UNA SOCIEDAD EN PAZ

San Miguel de Allende prepara primer Festival de Cocineras Tradicionales