En esta temporada de calor hay que hacer uso moderado del agua: SAPAL

Alicia Arias

León, Guanajuato. La temporada de estiaje ha comenzado y para prevenir la escasez de agua es necesario que los leoneses hagan uso moderado del vital líquido.

Como es sabido, el municipio de León ha enfrentado una problemática histórica por la falta de agua suficiente para todos sus habitantes, situación que se ha enfrentado por parte de las autoridades trayendo agua de municipios cercanos, a través de grandes redes de conducción.

 

Por lo anterior y ante la presente temporada de calor, Enrique Haro Maldonado, encargado del Despacho de  la Dirección General del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de León (SAPAL), pide a la ciudadanía hacer un uso moderado del líquido.

Explicó que en la temporada d estiaje, que comienza con el calor y concluye cuando inicia la temporada de lluvias, el consumo de agua se incrementa en un 15 por ciento, por lo que es necesario que la población sea consciente del consumo “para que nos alcance a todos“, y se evite, en menor medida, terciar el agua o realizar cortes temporales.

El proyecto de traer agua de la Presa El Zapotillo, del estado de Jalisco, sigue detenido y mientras SAPAL realiza perforaciones de pozos “para dar certeza de que los leoneses tengan agua las 24 horas”, comentó Enrique Haro.

El año pasado, se logró meter a la red 220 litros por segundo, lo que representa un 10 por ciento más de lo que se venía produciendo. En este año se tiene proyectado incrementar otros 200 litros por segundo que extraerán de entre ocho o nueve pozos más que se sumarán a la red del sistema de agua potable.

Todos los pozos de los que se está extrayendo el agua están ubicados en el Valle de León y SAPAL cuenta con los títulos de concesión para su explotación por parte de la  Comisión Nacional del Agua (Conagua).

El gran reto de SAPAL: el rehúso

Sin embargo, explica Haro, “el gran reto de SAPAL es el rehúso del agua, por ellos el organismo está  buscando llevar agua reutilizada a las zonas industriales, donde los procesos lo permitan, para que dejen de utilizar agua potable en sus procesos o en el riego de parques y jardines. “Ese es el gran reto, hoy por hoy, de SAPAL”.

Las plantas de tratamiento que opera SAPAL en el municipio con la Norma 003, con lo cual el agua tratada puede ser de uso industrial y doméstico y  es para contacto humano.

Es agua clara y cristalina que no es potable, pero permite regar parques y jardines y ya se utlza en los nuevos desarrollos de la ciudad.

Por ejemplo, explica el director de SAPAL, si la casa que se va a construir rebasa los 300 metros cuadrados y va a tener un jardín amplio, se pueden introducir, desde el inicio, las líneas  de agua de rehúso para que no riegue el jardín con pura agua potable.

SAPAL bombea anualmente 85 millones de metros cúbicos y trata, aproximadamente, 54 millones, de los cuales se rehúsan 15 millones, el resto se va a los cuerpos de agua nacionales, como establecen las leyes.

Te podría interesar

La UG lista para el Festival de las Artes, Ciencias y Humanidades

Guanajuato destaca en desarrollo económico y medio ambiente: Diputados del PAN

Analiza Congreso del Estado informe de Diego Sinhue

Continúa bloqueada circulación en tramo de Bulevar Francisco Villa