El Zapotillo no está perdido pero ya se trabaja en un Plan B

Por Alicia Arias

Imagen: Roger Cervantes

León, Gto. “Hoy, yo le prometo a los leoneses que tendrán un Plan B para abastecer de agua a León. No solo estar esperanzados a El Zapotillo”, anunció el gobernador del estado de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo.

Luego de la reunión que sostuvieron este lunes autoridades de Guanajuato con personal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), el mandatario estatal dijo que en los tres años que le restan a su gobierno y a la administración federal no habrá agua de El Zapotillo ni para León ni para Jalisco, porque tendría que pasar un trienio para que la presa almacenera el agua suficiente.

Por primera vez hay Plan B

“El proyecto de El Zapotillo sigue vivo” pero hoy ya se trabaja en un Plan B para buscar otras fuentes de abastecimiento de agua para León. “No enterramos El Zapotillo, no lo descartamos, pero tampoco nos vamos a aferrar a que sea la única opción”, aseguró Rodríguez Vallejo.

“Hoy, por primera vez, se está pensando en un Plan B que nunca se vio porque siempre se tuvo la esperanza de contar con El Zapotillo”, comentó el gobernador al asegurar que ya se trabaja en la búsqueda de una fuente alterna de abastecimiento.

En la reunión del pasado lunes el director general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Germán Martínez Santoyo, nunca descartó la posibilidad de que León pueda tener agua de El Zapotillo, pero tampoco lo aseguró; y sobre las opciones que mencionó el presidente André Manuel López Obrador, tampoco quiso entrar en detalle bajo el argumento de que las están analizando.

Lo que se habló fue que la decisión del presidente es no inundar pueblos, lo cual es muy complicado porque tendría que llenarse la presa a solo 50 metros de altura de la cortina, con lo que no habría agua ni para Guadalajara, por lo que el gobierno de Guanajuato insistió para que se continúe con el proyecto, puesto que ya está construida la presa con una cortina de 80 metros.

Finalmente, el acuerdo al que llegaron fue trabajar en dos mesas: una para el tema de El Zapotillo y otra para ver el plan B para León por si se entrampa una opción se pueda seguir con la otra.

El director de la Conagua prometió venir a Guanajuato en septiembre próximo, cuando el gobernador Rodríguez Vallejo regrese de su gira de trabajo por Europa.

Lo complicado del tema

En 1995 se firmó un decreto presidencial para construir la presa con una cortina de 80 metros de altura y dotar de agua a Los Altos de Jalisco y a León.

En el 2005 Guanajuato y Jalisco firmaron un convenio, que se modificó en 2007, para subir la cortina a 105 metros con el objetivo de también dotar de agua a Guadalajara, lo que implica inundar el poblado de Temacapulín.

El Congreso del Estado de Jalisco interpuso una controversia ante la Suprema Corte Justicia de la Nación (SCJN) porque el gobernador del estado no incluyó al congreso en la firma del convenio y, como la vigencia trascendía sexenios, debió ser firmado por el poder legislativo de Jalisco.

La SCJN dio la razón al congreso jalisciense y determinó que la cortina de la presa se quedara a 80 metros de altura, con lo que solo habría agua para León y Los Altos de Jalisco, dejando fuera a Guadalajara.

Por todo ello, “no es tan sencillo esta decisión que están pretendiendo tomar”, explicó Diego Sonhue Rodríguez Vallejo al señalar que “esto no entierra el proyecto” pero tampoco cree que se vaya a resolver en los próximos tres años.

Te podría interesar

Arrancan en León obras con presupuesto participativo

Firman 2ª Declaración de Gobierno Abierto en Guanajuato

Firman convenio que compromete al municipio a trabajar por una ciudad inclusiva, segura y resiliente

Construye SAPAL drenaje pluvial en Mezquital de Jerez