Arranca en León prueba piloto de biorreactor que limpia el aire y produce biomasa

Por Alicia Arias

León, Gto. Este medio día arrancó la prueba piloto del biorreactor Green Ligth ubicado en el cruce de los Bulevares Adolfo López Mateos y Francisco Villa de esta ciudad. El equipo captura contaminantes del aire y los convierte en biomasa que puede ser utilizada como biofertilizante.

La prueba piloto, que durará un mes, no tendrá costo para el gobierno de León y el objetivo es probar esa tecnología para ver los resultados que produce.

La empresa que fabrica los biorreactores se llama EcoScienceLab, una marca de botecnología mexicana fundada por egresados del Instituto Politécnico Nacional (IPN) que se acercó a las autoridades municipales en un evento de innovación para ofrecer sus servicios, explicó Daniel Lira, uno de los fundadores de EcoScienceLab.

El biorreactor permitirá medir, con ayuda de un sensor instalado en el mismo sitio, el abono de estos equipos a la mejora de la calidad del aire. Las mediciones servirán para hacer una proyección de instalación de biorreactores en diferentes espacios públicos del municipio, y complementar acciones que realiza el Municipio, como la instalación de quipo de alumbrado led, la red de ciclovías, la central eléctrica de combustión interna biogás y las campañas de reforestación, así como participar en iniciativas ambientales a nivel mundial.

“Este Biorreactor es una prueba piloto cuyo costo fue absorbido en su totalidad por la empresa. Instalado estratégicamente en una de las zonas con mayor afluencia vehicular para limpiar el aire, además de convertir los contaminantes en biofertilizante. Estos sensores monitorean en tiempo real el comportamiento de los contaminantes generados por actividades económicas y sociales”, mencionó el presidente municipal Héctor López Santillana durante el arranque virtual del ‘Biorreactor Greenlight’.

El biorreactor fue fabricado por EcoScience Lab en colaboración con el parque de innovación Agrobioteg y el gobierno del estado de Guanajuato. Su objetivo es utilizar la ciencia y la tecnología en el desarrollo de soluciones que permitan tener ciudades sostenibles y con menos contaminantes.

Green Light es un biorreactor especializado para espacios urbanos, que, mediante el uso de comunidades de microorganismos (mayormente microalgas) permite la captura de gases de efecto invernadero y los principales contaminantes atmosféricos que se generan en las ciudades, como el bióxido de carbono, óxidos de nitrógeno, dióxido de azufre, material particulado menor a 2.5 y 10 micras.

Serán comparados contaminantes de enero y julio

En rueda de prensa, la titular de la Dirección de Medio Ambiente, María del Carmen Mejía alba, explicó que los datos que registre el biorreactor en julio serán comparados con el mes de enero, cuando se vivían condiciones normales de tráfico en la ciudad, antes de la pandemia del COVID-19.

Una vez que se comparen los datos se verán qué resultados arroja y, entonces, se analizará la posibilidad de instalar más equipos, pero ello dependerá, primero, del análisis que se tenga.

Nicolás Ángeles, de la empresa EcoScienceLab, dijo en la rueda de prensa virtual que el costo promedio de un biorreactor es de 75 mil pesos neto con un año de garantía; el costo puede variar dependiendo de su ubicación. Este tipo de biorreactores funciona actualmente con energía eléctrica, pero en un futuro también lo harán con paneles solares, dijo Nicolás.

Te podría interesar

OSUG, Laura Reyes y Coro UG festejarán “La meca de la música”

Sesiona la Comisión de DD.HH. y Atención a Grupos Vulnerables

Carrera nocturna Buff celebrará diez años como imán del turismo deportivo

Anuncia Navarro presentación de la Policía Montada de Guanajuato Capital